DestacadasEstado

Piezas de Draexlmaier, cancerígenas al ser quemadas

Los plásticos encontrados por La Orquesta además pueden causar cataratas, anemia, malformaciones en fetos, reducción de espermatozoides y dañan la capa de ozono.

Por: Roberto Rocha

Las piezas de vehículos BMW, Mercedes-Benz, Tesla y General Motors, fabricadas por Draexlmaier y encontradas por La Orquesta en tiraderos clandestinos en las comunidades de Rancho Nuevo y Milpillas son fabricadas con policarbonato/acrilonitrilo butadieno estireno (PC+ABS) y polipropileno (PP). Este medio obtuvo además información de que otras partes de scrap localizables en esos lugares son hechas con policloruro de vinilo (PVC).

Según una tesis doctoral de Nuria Ortuño García para la Universidad de Alicante, el PC+ABS está principalmente destinado a la fabricación de piezas para automóviles. Normalmente lleva añadidos lubricantes, antiestáticos, estabilizantes, pigmentos y fibra de vidrio.

El PC+ABS comienza a degradarse a 260 grados centígrados. De su quema se desprende acroleína, que afecta los pulmones; y naftaleno, que puede provocar lesiones en células sanguíneas, cataratas en los ojos y anemia.

El PP, por su parte, genera agua, espuma y dióxido de carbono, un gas de efecto invernadero que afecta la capa de ozono. Mientras que el PVC libera cloro al ser quemado, además de una sustancia cancerígena de nombre cloruro de vinilo.

Según Greenpeace, el PVC puede causar malformaciones en el feto humano, cáncer de seno y disminución en la producción de espermatozoides en los hombres.

Ana Cecilia Rivera Cabrera, exfuncionaria de Semarnat en el gobierno federal y licenciada en Ciencias Ambientales, explicó para La Orquesta que “Hay un estudio del año pasado en donde se pudieron dar cuenta que hay muertes prematuras por contaminación del aire en países en donde la mayor parte de sus bienes o empresas son de otro país. Es decir que las fuentes de emisión no están en ese país pero que los contaminantes si están y les está afectando la salud”.

“Si lo quieres ver de otra manera, Alemania manda su producción a otro país, en donde el mayor beneficio económico no se queda ahí, pero parte de la contaminación sí. Además de que el consumo de materias primas se hace en ese sitio. Pero nadie lo quiere decir así. Lo llaman inversión para generar empleos y promover el desarrollo económico”, mencionó Rivera Cabrera.

La licenciada en Ciencias Ambientales explicó lo anterior: “Digo que parte de la contaminación se queda, porque el aire se va a quién sabe dónde. Pero lo demás sí se queda, junto con sus efectos: gente con problemas respiratorios, más niños con asma, etcétera”.

 

SOLO

“Es una lástima que el Gobierno del Estado tolere la ‘esclerosis ambiental’ en la que vive San Luis Potosí”,

Luis González Lozano, representante de la organización Cambio de Ruta

 

También lee:

San Luis Potosí: el basurero clandestino de Draexlmaier

Draexlmaier y Cía.: los “ambientalistas” que están intoxicando a SLP

El principal empleador de SLP contamina el estado

Nota Anterior

Draexlmaier y Cía.: los "ambientalistas" que están intoxicando a SLP

Siguiente Nota

El principal empleador de SLP contamina el estado