Conecta con nosotros

Deportes

La vida siempre se abre paso a través de la propia vida | Columna de Jesús Alejandro Tello

Publicado hace

el

SET, GAME AND MATCH

 

Si alguien observa una tabla por año de los campeones de los torneos de Grand Slam de 2003 a la fecha, es evidente el dominio de tres nombres: Roger Federer, Rafael Nadal y Novak Djokovic. Hay algunos otros que apenas se distinguen de entre los tres anteriores, como Juan Martín del Potro, Andy Murray, Gastón Gaudio, Marat Safin, Andy Roddick o Marin Čilić, quienes ganaron un título de major —o Stanislas Wawrinka, quien ganó dos—; son apenas islas pequeñas dentro del océano completo.

Sin embargo, tengan 20 títulos o apenas uno, estos tenistas comparten un aspecto en común: nacieron antes de 1990. A esto habría que sumar otro aspecto que me parece pertinente resaltar: en las últimas cuatro temporadas, los títulos se los repartieron solo entre los veteranos Federer, Nadal y Djokovic; pareciera que es un espejo de hace 10 años, aún en su juventud profesional.

Ya hace 3 años, en Game, Set and Match del 14 de agosto de 2017, «El ocaso de los grandes», que se publicó aquí mismo en La Orquesta, me atreví a decir que «Los Cuatro Fantásticos» —con Murray como el cuarto grande— habían vivido ya sus mejores años. Pero para mi sorpresa, el dominio de Roger, Rafa y Nole no cayó, sino que se mantuvo.

En ese mismo texto, di cuenta de tenistas que alguna vez fueron promesas para liderar el ranking y acaparar títulos, pero estos vieron cómo su llegada a la cima se desmoronó debido a «Los Cuatro Fantásticos», tales como Kei Nishikori, Čilić, Wawrinka, Tomas Berdych, del Potro, o Jo-Wilfried Tsonga. Todos ellos han sido tenistas de primer nivel, pero es comprensible que no hayan tenido los reflectores apuntando hacia ellos.

Así también, como me atreví a vaticinar el pronto ocaso de los grandes —fallando, claro está—, hice lo mismo con quienes pudieran ocupar su lugar llegado el momento, con la ventaja de no estar bajo la sombra como los anteriores, y siendo muy jóvenes en aquel 2017. Nombres como Dominic Thiem, Nick Kyrgios, Borna Coric, Taylor Fritz, Hyeon Chung o Alexander Zverev fueron mis gallos para la bola de cristal que predice el futuro. Y aunque me parece que un movimiento prudente es ser un poco más conservador en los cálculos, destaco al austriaco Thiem y al alemán Zverev, quienes desde entonces han tenido un desempeño inigualable, al grado de que ambos disputaron la final del Abierto de Estados Unidos hace unos días. De este duelo saldría, ganara quien ganara, el primer campeón de un major nacido en la década de los 90.

Al final, luego de un encuentro muy reñido, Thiem levantó el trofeo de campeón, luego de un regreso de 2 sets abajo, y un quinto set llevado a la muerte súbita, donde su colega y amigo Sascha Zverev llegó a servir para el título.

Ahora, luego de este 2020 en el que Rafa, Federer y Nole se han vuelto aún más veteranos, y luego de un año de poca actividad debido a la pandemia de COVID-19, ahora sí considero que los tres pueden ir a la baja —o al menos los primeros dos, de mayor edad—. Y de una vez por todas que otros nombres figuren en la lista de títulos y lideren el ranking. Entre ellos, estoy seguro que estarán Dominic Thiem y Sascha Zverev.

TIE BREAK

En la rama femenil, el Abierto de los Estados Unidos vio coronada a Naomi Osaka, una joven japonesa de tan solo 22 años pero con tremendos drive y servicio. No se dejen engañar por su corta edad; cuenta con 3 títulos de Grand Slam, ganados ante jugadoras top: dos veces el US Open, contra Serena Williams (2018) y Victoria Azarenka (2020); y una vez el Abierto de Australia, contra Petra Kvitova (2019).

Sin duda, atestiguamos a una joven gigante.

Nos leemos pronto.

 

También lee: El deporte blanco en tiempos de COVID-19 | Columna de Jesus Alejandro Tello

Continuar leyendo

Columna de Nefrox

Jugar contra el campeón | Columna de Arturo Mena “Nefrox”

Publicado hace

el

TESTEANDO

 

Cruz Azul es el siguiente rival del equipo potosino. Recibir a la máquina no es cualquier cosa y mucho menos cuando es el actual campeón del futbol nacional.

Dicen y dicen bien, que las estadísticas no juegan al futbol, y es cierto, en un deporte de contrastes cualquier cosa puede pasar. Bajo esa premisa hablar de números termina siendo irrelevante.

Por eso creo que lo importante no es ver la tabla, tomando en cuenta también que San Luis tiene ahora un partido menos junto con Pachuca, que el resto de los equipos. Mejor hablemos de su funcionamiento.

Cruz Azul, después de un arranque titubeante en la liga, logró vencer por un amplio 4-0 a uno de los mejores equipos del torneo, Toluca. Sin embargo, ese partido estuvo lleno de cosas raras, un defensa rojo que no salió en su mejor tarde y una expulsión que modificó la estrategia de Hernán Cristante terminaron con tan abultado marcador. Justo después y previo al partido contra San Luis, Cruz Azul empata a uno contra un contradictorio Monterrey que aún no arranca como todos quisieramos.

Por el lado potosino, las cosas lucen mucho peor, después de un arranque prometedor en cuanto a puntos pero con muchas dudas respecto al funcionamiento, el equipo pierde en casa frente al colero Necaxa, un equipo que por cierto no venía jugando mal en sus primeros encuentros. San Luis ha demostrado ser un equipo inoperante al ataque y que encuentra los resultados con más suerte que talento, esos que le han otorgado ganar de visitante pero no poder hacerlo aún de local.

Bajo este panorama, parece fácil pronosticar el triunfo del campeón en el Lastras el fin de semana, pero un triunfo que muy probablemente le cueste caro a los azules. San Luis ha demostrado que su fortaleza se encuentra en la defensa, jugando a buen ritmo y sin cometer tantos errores, situación que puede darle oportunidades para competir, pero ante la peligrosidad de los atacantes celestes, todo se puede derrumbar.

Del otro lado, no veo la forma en que San Luis crezca ofensivamente de un fin de semana a otro, creo que será un proceso lento el que tendrá que pasar para ofender más allá de las equivocaciones de sus rivales, por lo que veo complicado anotar en el encuentro ante Cruz Azul.

En fin, mi pronóstico no es favorable para los de casa, lo cual no debe sorprendernos ni desanimarnos: San Luis es un equipo en franca recuperación, que intenta reestructurarse en todas las áreas del campo, mientras que Cruz Azul es uno de los mejores equipos de la actualidad del futbol nacional. Poco a poco San Luis ganará un lugar y, si todo va con el mismo orden que hasta ahora, tal vez hasta pueda calificar a la liguilla, pero este fin de semana no, este fin de semana muy probablemente la cancha del Lastras, vea celebrar al campeón.

También lee: Jackpot CONCACAF | Columna de Arturo Mena “Nefrox”

Continuar leyendo

Deportes

El nadador potosino Daniel Delgadillo consigue el lugar 17 en Tokio 2020

Publicado hace

el

Daniel consiguió un tiempo de una hora, 53 minutos y 13 segundos en la prueba de los 10 kilómetros en mar abierto

Por: Ana G Silva

Esta tarde se llevó a cabo la gran final de natación de los 10 kilómetros en aguas abiertas en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en la que México fue representado por el potosino Daniel Delgadillo que terminó su participación en el lugar 17 de la competencia.

El primer lugar se lo llevó el aleman Florian Wellcbrok, de 23 años de edad, quien hizo el recorrido en una hora, 48 minutos y 33 segundos, la medalla de plata fue para el hungaro Kristóf Rasovszky; mientras que el bronce fue para el italiano Gregorio Paltrinieri.

En una competencia en la que la temperatura del agua fue de 29 grados, el mexicano se arrancó en el noveno lugar; sin embargo, conforme avanzaba el tiempo se mantuvo entre los lugares 16 y 18 durante su participación. Mientras que el alemán ganador del oro retuvo su ventaja en el primer lugar casi todo el tiempo.

Daniel Delgadillo, de 31 años de edad, hizo un tiempo de una hora, 53 minutos y 13 segundos, completando su primera participación en unos Juegos Olímpicos en el lugar 17 de 27.

Delgadillo clasificó a Tokio al quedar en doceavo lugar en la prueba de 10 km en un tiempo de dos horas, dos minutos y 56 segundos durante el torneo preolímpico llevado a cabo en Setúbal, Portugal.

También lee: ¿Cuáles son los Juegos Olímpicos en los que México obtuvo más medallas?

Continuar leyendo

Deportes

El potosino Daniel Delgadillo compite mañana en Juegos Olímpicos

Publicado hace

el

Aquí te decimos dónde y a qué hora ver al nadador

Por: Itzel Márquez

Daniel Delgadillo Faisal, es un nadador mexicano de aguas abiertas y el único potosino en estar en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, Delgadillo competirá este cuatro y cinco de agosto a las 16:30 hrs tiempo de México en el Parque Marino Odiaba, la prueba podrá ser vista en Televisa Deportes, TV Azteca, y ESPN.

Delgadillo arribó a Tokio hace unos días y compartió en sus redes sociales que se encuentra reconociendo el sitio en donde será la competencia, el cual es una isla artificial en la bahía de Tokio.

En total, serán 26 los participantes de aguas abiertas, Daniel Delgadillo será el único mexicano, quien portará el número 8.

Delgadillo clasificó a Tokio quedando en doceavo lugar en la prueba de 10 km en un tiempo de dos horas, dos minutos y 56 segundos durante el torneo preolímpico llevado a cabo en Setubal, Portugal.

Esta será la primera ocasión que el nadador participé en unos Juegos Olímpicos, pero ha estado en otras competencias obtuvo la medalla de bronce en los mil 500 metros estilo libre dentro del Test Olímpico que se realiza en la ciudad de Beijing en 2008 y el mismo año fue seleccionado Panamericano en los Juegos de Río de Janeiro, en 2020 obtuvo el primer sitio en el Campeonato Nacional en los 1,500 mts.

Además, Daniel ha estado en otras competencias deportivas como los Juegos Panamericanos 2007, el Campeonato Mundial de Acuáticos en 2011 y en los Juegos Panamericanos 2015.

Lee también: ¿Quién es Daniel Delgadillo, el potosino que competirá en los Juego Olímpicos?

Continuar leyendo

Opinión