Columna de NefroxNoticias en FATesteando

Espejo social | Columna de Arturo Mena “Nefrox”

Testeando

 

Nefasto fin de semana en el futbol mexicano. En Veracruz no se apoyó a una causa y se sacó provecho particular; en Aguascalientes, “el poderoso” ni siquiera pensó en el compañero de profesión y en San Luis Potosí las barras volvieron a ganar las portadas. Pero dentro de todo esto, perdió el futbol, la afición, los jugadores, los directivos y hasta la prensa.

Directivos.

Siempre es muy sencillo culpar a los poderosos de los males de todos: quien tiene el poder es el blanco fácil para acusar de sus errores. Parece sistemático que todos apunten al poder para buscar culpables.

Los directivos del futbol mexicano fallaron en la aplicación de protocolos, seguridad en los estadios y acuerdos entre los agremiados a la liga.

Hoy es notable que la Liga Mx no puede ser de 20 equipos: es un hecho que existen problemas de solvencia ante los malos manejos de contratos y los elevados salarios de los futbolistas.

Ningún directivo está a salvo de crítica, cuando fueron ellos los que aceptaron las reglas antes de comenzar este torneo y son ellos mismos los que organizaron los protocolos muy mal implementados el fin de semana.

Jugadores.

Increíble la poca solidaridad entre el gremio de futbolistas en México, no importa la nacionalidad o el equipo.

Ante las quejas de los jugadores de Veracruz, nadie levantó la voz para proponer una huelga, un parón que hubiera presionado a la solución de los adeudos. Al contrario, Tigres y América demostraron muy poca empatía ante la injusticia de sus colegas en el puerto.

Mención especial para los Tigres, que dentro de todo no supieron aguantar y mataron a un equipo que ni las manos metió durante 3 minutos. Dos goles eran imposibles de revertir.

Afición.

Una vergüenza lo sucedido en el Alfonso Lastras, una provocación mal sofocada y un ataque que se escuda en defensa de las familias. La violencia, siempre y bajo cualquier circunstancia, debe ser criticada.

Se habla mucho de la falla en los protocolos de seguridad, se habla de la provocación y los ataques de una afición y la respuesta de la otra, se habla de la poca presencia de policías, y todo eso sale sobrando; la realidad es que la afición de San Luis se comportó como en el pasado ya se han comportado: violentos.

Vergüenza para ambos equipos y nada que resaltar como saldo en el clásico.

Periodismo.

Si bien estamos viviendo el momento más trascendental en la difusión de información, esto provoca una gran responsabilidad en el manejo de la misma.

Los medios no son jueces o protagonistas de los hechos, los medios son cronistas de lo que sucede, son los que cuentan las historias y ayudan a entender los panoramas. Sin embargo, este fin de semana fuimos testigos de opiniones, juicios de valor y hasta sentencias que muchos reporteros, periodistas, comentaristas o cronistas discutían en los medios de comunicación.

Como profesional de la comunicación me da vergüenza la autoridad que se han impuesto algunas personas tanto del medio local pero sobre todo del nacional. Así no se informa, así no se comunica.

Lo del fin de semana fue de miedo, errores y bajezas por todos lados, nadie se salva en el entorno del futbol, y cabe resaltar que esto es solo una muestra, un pequeño rastreo de donde nos encontramos como sociedad, imaginen ustedes cómo están otro lugares, una cárcel o el gobierno, solo por mencionar dos ejemplos.

También lee: ¿Un clásico? | Columna de Arturo Mena «Nefrox»

Total Page Visits: 42 - Today Page Visits: 1
Nota Anterior

Acusan arresto ilegal de exfuncionario del DIF acusado de violación en SLP

Siguiente Nota

Una estudiante de enfermería, víctima de feminicidio este viernes en SLP