Conecta con nosotros

Columna de Felipe Donato

Juez ordenó liberar a Eugenio Hernández, ex gobernador de Tamaulipas

Publicado hace

el

Fue liberado del delito de peculado y operaciones con recursos de procedencia ilícita, pero todavía tiene otras acusaciones como el enriquecimiento ilícito y una solicitud de extradición a EU

Por: Redacción

Por falta de elementos para procesar, José Guadalupe de la Cruz Bocanegra, Juez Segundo de lo Penal radicado en Ciudad Victoria, dictó un auto de libertad en favor del exgobernador de Tamaulipas, Eugenio Hernández Flores, por los delitos de peculado y operaciones con recursos de procedencia ilícita. La resolución legal se dio como parte del proceso 67/2017.

El ex mandatario fue detenido hace casi cuatro años, en octubre de 2017, y actualmente está en prisión en un penal en el Estado de México.

El documento fue firmado el 17 de septiembre por José Guadalupe de la Cruz Bocanegra y va dirigido al director del Centro Preventivo y de Readaptación Social de Tenango del Valle del Estado de México.

“Por medio del presente, comunico a usted, que en la causa penal número 67/2017, instruida en contra de Eugenio Javier Hernández Flores, por lo delitos de peculado y operaciones con recursos de procedencia ilícita, cometidos en agravio de la sociedad y patrimonio del estado de Tamaulipas, con esta propia fecha se dictó auto de libertad y absoluta y auto de libertad por falta de elementos para procesar a su favor”.

Se añade que por lo anterior se ordenó su inmediata libertad, considerando se encuentra privado de su libertad por estos hechos en ese centro, “sin perjuicio de que continúe detenido por causa distinta o autoridades diversas que lo reclamen”.

Así, el ex gobernador de Tamaulipas es liberado del delito de peculado y operaciones con recursos de procedencia ilícita por las mil 600 hectáreas en Altamira, derivado del amparo que promovió y ahora se le da cumplimiento, pero todavía tiene otras acusaciones como el enriquecimiento ilícito y una solicitud de extradición a Estados Unidos.

En octubre de 2017, la entonces Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas informó que Hernández Flores, a través de su prestanombres, Alberto Berlanga Bolado y la empresa GMC S.A de C.V, de Altamira, realizó en 2007 una operación de compra por 16 millones de pesos de un terreno de mil 600 hectáreas, ubicadas en el Puerto Industrial de Altamira y que pertenecen en realidad al patrimonio del estado.

Con información de Milenio

También lee: SLP pasará a semáforo amarillo este lunes

#4 Tiempos

“Yo quiero ser diputado” | Columna de Felipe Donato

Publicado hace

el

DE CHILE, DULCE Y MANTECA.

Un incapaz al Congreso…sí, otro más

Con justa razón, en el pasado proceso electoral le fue muy mal a la nefasta organización, dizque social, Antorcha Campesina la cual retrocedió de fea manera en la zona que integra el Cuarto Distrito Electoral local.

La ya casi exdiputada Patricia Silva Celis tendrá que buscar una nueva actividad a la cual dedicarse porque para su desgracia se le acabó la jugosa beca de que disfrutó durante tres años.

Como parte de la oleada encabezada por el candidato a la gubernatura, Ricardo Gallardo Cardona, el aspirante a la diputación por este distrito, Salvador Isaías Rodríguez se llevó el triunfo y será el representante de la población de esta parte del estado.

Para ello, el entonces candidato se puso a prometer “el cielo y las estrellas” a la población de esta parte del Altiplano: lo mismo anunció canchas deportivas que becas para estudiantes y madres solteras, así como rastros, cintilla, semilla, implementos agrícolas, y hasta trabajo para profesionistas. Como prometer no empobrece, el aspirante a legislador se sintió candidato a presidente municipal y anunció obras y acciones que como Legislador ni en sueños podría cumplir.

Eso no es lo peor, preocupa a algunos de los mejor informados que por lo menos en este caso, el remedio podría salir peor que la enfermedad.

Deje que se lo expliquemos. Se dice, se comenta y se rumora que el mencionado candidato no era precisamente “el gallo” que quería la gente del Verde Ecologista de México, pero finalmente se impuso la dirigente estatal del Partido del Trabajo en San Luis Potosí.

Se sabe que el propio Gallardo Cardona hubiera preferido a personajes como Federico Monsiváis o Marcos Esparza, perfiles mucho mejor preparados y con mayor experiencia; sin embargo, se tuvo que ceder como parte de los acuerdos de la coalición.

Dicen quienes lo conocen, que el diputado electo, Salvador Isaías Rodríguez, no es precisamente una persona preparada para el cargo y de ello ya se han dado cuenta quienes encabezarán la bancada “pollista” en la LVIII Legislatura local.

No son pocas las señales de desaire y aquí le comentamos algunas: en los boletines oficiales de la coalición raras veces se le menciona y hasta en las fotos lo colocan en la orillita para poder “recortarlo” en la edición.

Lo cierto es que el mencionado personaje, “ahiga sido como ahiga sido” ya es diputado y ocupará una curul durante los próximos tres años, por lo que no queda más que vigilar que, pese a sus limitaciones, cumpla con la chamba que le toca.

Primero que nada habrá que esperar y sino insistir en que cumpla lo que prometió, pero principalmente seremos puntuales en demandar que por lo menos haga lo que un diputado debe hacer.

Pero, ¿qué hace exactamente un diputado? Dos cosas fundamentalmente: elaborar leyes y vigilar el buen manejo de los recursos públicos.

De lo primero se puede esperar poco ya que como hemos mencionado, Salvador no es precisamente una persona capacitada para tal encomienda. (No nos haga mucho caso, pero se dice que ni siquiera se espera que suba mucho a tribuna porque aquello será de penita ajena).

Sobre lo segundo, se espera que por lo menos le rasque y ventile los malos manejos que muy probablemente brincarán en las administraciones municipales que estuvieron en manos de la plaga depredadora llamada Antorcha Campesina. En el caso del distrito IV: Mexquitic de Carmona, Villa de Ramos y Santo Domingo. A ver si por lo menos puede con eso.

Si no, ni lo dude, aquí estaremos al pendiente, para exigir que cumpla. Después de todo gozará de un salario de al menos 104 mil pesotes al mes, más toda clase de bonos y prestaciones.

Lee también: Del poder a la precariedad; Antorcha en la inopia | Columna de Felipe Donato

Continuar leyendo

#4 Tiempos

La corrupción de la 4T en Salinas | Columna de Felipe Donato

Publicado hace

el

DE CHILE, DULCE Y MANTECA.

 

 

“Por el bien de todos, primero los pobres”, es la cantaleta disfrazada de slogan que no se cansa de repetir un día sí y otro también esa cosa mal llamada Cuarta Transformación.

Lo anterior ha resultado más que cierto en Salinas, por lo menos para la “pobre” familia del no muy afortunado Sergio Martínez, candidato perdedor en tres ocasiones a la alcaldía de este municipio del Altiplano potosino.

Y es que no está usted para saberlo, pero nosotros sí para contárselo, pero desde hace tres años una sola familia le ha sacado provecho a la dizque justiciera, impoluta y casi beatifica 4T y a Morena en Salinas.

Sergio Martínez ha logrado incrustar, desde el año 2019, a una amplia parentela en la siempre generosa ubre gubernamental. Mire usted si no: él mismo es el mero mero de Morena en el municipio; su hermana Juana es coordinadora de PUBA; su hermano Martín es servidor de la nación, su hermanos Antonio y su sobrina Mónica son promotores de UBA. Amelia Flores de Martínez, su cuñada y y Amelia Martínez, suegra de su hermano, también se ganan la vida como coordinadora y promotora de programas respectivamente. ¡Vamos!, hasta la esposa de un sobrino de Sergio, Mónica Contreras, ha logrado ser cobijada por la amplía ala del águila de la Reforma, escudo del actual gobierno federal. Ella también se desempeña como promotora de UBA.

Por si tales desplantes de nepotismo no fueran suficiente, señal de alarma para el partido, Sergio Martínez se autodesignó como candidato a la alcaldía, aunque solo para perder de fea manera por tercera ocasión.

No hubo problema ya que él se mantiene como titular de los programas de la Secretaría del Bienestar, además de aferrarse a la dirigencia de Morena.

En cuanto perdió se regresó a su puesto oficial y se sabe que ahora que en Morena planean hacer cambio en las dirigencias estatales y municipales, ya se escucha que no la quiere soltar. Sergio quiere seguir teniendo la dirigencia en Salinas porque de plano no quiere que otros perfiles tengan la oportunidad de participar para encabezar al partido y por lo visto quiere mantenerse en el cargo hasta 2024 y cómo no, si de eso depende el negocio familiar.

Se estima que en esos tres años su familia se estaría embolsado cerca de 2 millones de pesos y eso solamente en sueldos, porque nadie conoce de manera cierta cómo se han manejado los recursos de los programas del gobierno federal.

Cabría preguntarse qué opina al respecto el superdelegado estatal Gabino Morales o por lo menos el subdelegado Jesús Guillén Martínez. ¿No están enterados de esta situación? Malo, y ¿si lo saben y simplemente no les importa?, peor.

Y hay más información sobre las tranzas que ha hecho Sergio Martínez y su familia con recursos del gobierno federal y en su momento se las haremos saber.

Continuar leyendo

#4 Tiempos

La maldición de Antorcha: vaya semana para Octavio | Columna de Felipe Donato

Publicado hace

el

DE CHILE, DULCE Y MANTECA.

En su carrera a la gubernatura del estado, en ya casi dos meses, pocas semanas tan malas tuvo Octavio Pedroza como la que recién terminó.

Todo empezó con el evento de Octavio y toda la coalición del PRIANRD con Antorcha Campesina. No bastó únicamente un mitin con los candidatos antorchistas, Pedroza parece que le vendió el alma al diablo cuando decidió decir que él se convertiría en el primer gobernador antorchista del país.

En la capital del estado, en las cuatro regiones y sobre todo, en el Altiplano sur, esta unión de Pedroza con los antorchos fue muy mal vista. Los municipios que sufren día a día los abusos de los gobiernos antorchistas consideraron que fueron traicionados por el panista, quien parece que no ha visto las situaciones que hacen pasar a la ciudadanía de Villa de Ramos, Santo Domingo y Charcas.

La reunión con líderes (o vividores) antorchistas de todos los candidatos de Sí por San Luis además tiene como falla el desconocer los alcances de la organización, que siempre tiende hacia la extorsión para poder llegar a sus objetivos.

¿Estaría dispuesto Pedroza, de ser gobernador, a estar seis años azotado por las exigencias de Antorcha, cada vez más fuertes? La organización es voraz y parece que no tiene llenadera. Lo que no ganan, lo arrebatan, con las amenazas de movilizar gente y hacer plantones, que pueden desestabilizar cualquier gobierno.

Estar cerca de Antorcha Campesina, para un candidato a gobernador, puede salir muy caro. Con decirle que parece que le cayó a Pedroza como maldición, por las fallas que cometió el resto de la semana.

Primero aceptó la invitación de un periodista de poca reputación para beber y charlar en una transmisión en vivo. Ahí se vio mal, porque el conductor solo se dedicó a hablar de él mismo y poco dejó expresarse al candidato.

Tanto siguió Octavio Pedroza el ritmo de su interlocutor, que sin medir consecuencias, habló mal de otra periodista, aunque el aspirante a gobernador era seguramente ajeno al pleito.

La mala suerte de Octavio con los periodistas no paró ahí, sino que después trajo de “refuerzo” a Carlos Loret de Mola, exconductor de Televisa, para intentar sobajar la campaña de “El Pollo” Gallardo.

Pero en vez de afectar al candidato del Verde, tanto Mónica Rangel como Octavio Pedroza se equivocaron al hacer notar a Gallardo como un aspirante con fuerza e incluso llamarlo “el rival a vencer”.

¿Cuánto habrá costado en dinero la visita de Carlos Loret? Seguro no fue barato, pero más les va a costar no medir las consecuencias de sus palabras el próximo 6 de junio.

¡Ah para semanita, Octavio! Todo empezó, muy temprano el domingo pasado, cuando madrugó con Antorcha.

Continuar leyendo

Opinión