#4 TiemposColumna de NefroxDeportes

Uruguay: la capital del futbol latino | Columna de Arturo Mena “Nefrox”

Testeando

 


En la primera ronda se fueron Perú, Costa Rica y Panamá.

En octavos nos fuimos los mexicanos, los argentinos y los colombianos.

Para cuartos solo nos quedan ellos, los de la República oriental.

Montevideo aún vive el mundial este fin de semana. En sus calles aún se respira Rusia 2018, en muchas esquinas del centro se intercambian y venden “figuritas” del álbum, Cavani y Suárez dominan espectaculares y autobuses, incluso la réplica del David de Miguel Ángel que está fuera de la intendencia de la ciudad, viste los colores de la selección charrúa.

Uruguay es el último equipo de habla hispana que sigue en la competencia. Es la última ficha en el mapa latinoamericano para ser campeón, y no es tan complicado plantear ese escenario, a pesar de que dos de los favoritos siguen vivos del lado de Uruguay, los orientales saben que pueden levantar la copa por tercera vez en su historia.

Una de las selecciones mejor armadas en la historia del país, quiere derrotar a una gran selección francesa. Pero tampoco debemos olvidar que Brasil y Bélgica pueden dar el golpe de autoridad en una hipotética semifinal que huele a final adelantada.

En Uruguay creían en México. Son de esos países que se ilusionaron con el 0-1 frente a Alemania, les gusta la selección de Osorio, tenían fe en que llegarían lejos, hablan de lo brillante de Lozano, Hernández, Ochoa y del gran Rafa, el eterno capitán que ellos pensaban que ya se había retirado. Para Uruguay, México merecía mucho más frente a Brasil.

Justo ahora los uruguayos ven con mucha fuerza a Inglaterra: hablan de la posibilidad de verlos en la final; parece como si rusos, suecos o croatas no existieran del otro lado del campeonato. Extrañamente ven a solo un rival en el futuro, creo que están equivocados.

Aún queda un camino por recorrer para la final del 15 de julio, y por lo pronto este pequeño país de 3 millones de habitantes hoy saldrá con el sueño de sus compatriotas, un sueño que para toda una generación se ve aún lejano. Recordemos que los nacidos en los años 80 vivieron tristes épocas de su selección; justo es esta la nueva generación que puede sacar a Uruguay de ese largo letargo que los ha alejado de la copa, ¡Dale Uruguay! Que la copa viaje a América, que la levanten los latinos.

También recomendamos: #Rusia2018 | 2 de Julio | Columna de Arturo Mena “Nefrox”

Nota Anterior

#Rusia2018 | Dos ataques providenciales | Columna de El Mojado

Siguiente Nota

#SLP | Acoso sexual, una constante dentro de la función pública