#4 TiemposColumna de Enrique Domínguez Gutiérrez

Selección, debate, Layda, Pato y PRD | Columna de Enrique Domínguez

Cuentas claras

 

La victoria de México contra Alemania generó un aire de satisfacción, con el cual esa algarabía presente en cada uno de nuestros corazones estalló para que liberáramos ese estrés que manteníamos oculto, una gran felicitación a la Selección Mexicana de Futbol por el brillante partido.

Esta semana estuvo plagada de actividad en todos los ámbitos, sobretodo el tema que nos atañe, en este caso, el de la política y las vísperas electorales.

El debate el martes 12 de junio transcurrió “sin novedad”, se observó a un personaje de “relleno” llamado Jaime Rodríguez, “El Bronco”, haciendo una invitación para solicitar besos entre los contrincantes y donde su limitado conocimiento del país lo llevó a afirmar que “nadie” gana el salario mínimo.

Un José Antonio Meade “gris” con aires de burócrata aferrado a querer ocupar un segundo lugar, representando al partido más corrupto y acusando con situaciones de antaño a AMLO.

Un Ricardo Anaya, irascible, calumniador y omiso ante señalamientos de baja estirpe además de viles, una sonrisa que refleja un comportamiento sociópata muy arraigado, de acuerdo a especialistas en la materia.¹

Un Andrés Manuel López Obrador con el uso de un lenguaje repetitivo, frases que sabemos y podemos adivinar, una respuesta mágica llamada “Corrupción” a todos los cuestionamientos y la mala preparación para un debate.

Quince minutos antes del inicio del debate circuló por redes, en este caso youtube, otro video con información que vinculaba a Anaya con lavado de dinero. A diferencia del primer video, esta segunda parte no aclaró punto alguno. Fue, básicamente, una estrategia para frenar un poco la embestida de Anaya y el posicionamiento de Meade en el segundo lugar.

Anaya acusó a López Obrador de darle contratos sin licitación a sus amigos, como el caso de Rioboó, en cuyo caso, no hay anormalidad, pues esa adjudicación se hizo de manera lícita y no se incurrió en algún acto de corrupción, era en pocas palabras, parte de una estrategia para golpearlo.

Meade por su parte y de manera mañosa recurre también a la calumnia señalando a Jiménez Espriú como parte de Odebrecht, la empresa brasileña involucrada en escándalos internacionales por actos de corrupción.

La semana transcurrió para que los personajes aludidos se defendieran y tuvieran ese derecho a réplica.

Es de mencionar que, en los casos antes citados, solo demuestran los pocos y bajos recursos para el denuesto, ante la inminente pérdida del coto de poder al que hemos estado sometidos como mexicanos por más de 88 años.

Un día después surge una acusación hacia la candidata Layda Sansores de malversación de fondos por un monto de 700 mil pesos, mismo que fue aclarado, sin embargo, no tuvo la misma notoriedad que la acusación misma, es evidente que la #guerrasucia está en plenitud, pues a poco menos de dos semanas se decidirá el futuro del país.

Otro tema que merece la atención es la viralización de dos videos donde aparece el otrora participante del reality show “Big Brother”, Patricio “El pato” Zambrano. Quien retó a golpes a uno de sus adversarios y momentos después rompió en llanto por los sucesos ocurridos. Hay otro video donde se ve a un “pato” Zambrano “regañando” a una persona por orinarse en la vía pública, sin embargo, el autor de tal situación era una persona con discapacidad. La discusión transcurre, alza la voz, aires de prepotencia y una situación completamente innecesaria. Es de hacer notar que una personalidad tan cambiante y visceral no correspondería a un perfil de un futuro presidente municipal en la ciudad de Monterrey, N.L.

Es aberrante ver esa manera de conducirse y hacer también la más enérgica crítica al frente: “Juntos haremos historia”. De acuerdo a datos publicados en el periódico Milenio del 13 de Marzo del año en curso, la propuesta fue del partido del trabajo (PT) y el Partido encuentro Social (PES) Postularon a Patricio Zambrano como candidato, Morena por su parte estaba impulsando al Dr. Luis Galán Wong, Ex Rector de la UANL, al final prevaleció la posibilidad de ser famoso y el “Pato” se quedó. La responsabilidad por tanto es conjunta.

Morena debe de ser más realista, analizar bien las situaciones que enfrentará a futuro y hacer designaciones que no dañen al movimiento. Si se quiere establecer un estado de derecho, con objetivos, esperanzas e ilusiones que sean para el bien del país. Deben empezar a realizar un análisis introspectivo y actuar cuanto antes. Qué necesidad hay para tener que estar lidiando con lastres que perjudican a un movimiento.

El PRD, de manera tardía manifiesta un apoyo limitado a su candidato Ricardo Anaya. Como van las cosas, es muy probable que pierdan el registro; se les irá la CDMX, Tabasco y Morelos que eran un bastión fuerte e histórico de este partido.

Siguen en las redes los ataques bestiales y sin fundamento, dejando entrever la más baja calaña, existe una irresponsabilidad por parte de líderes o influencers para la calificación poco precisa, calumniosa y sin escrúpulos que solo habla de una mente abyecta, conservadora, ciega y frívola.

Vienen días difíciles y de poco soporte, sin embargo, esperemos que prevalezca la calma y se actúe con frialdad, incluso con comprensión hacia el adversario.

¹ Mención y calificación del Dr. Humberto Lammoglia


También recomendamos: Una triste realidad | Columna de Enrique Domínguez

 

Nota Anterior

Poder ser del ejercicio cultural y artístico III | Columna de Jorge Ramírez Pardo

Siguiente Nota

De los 19 a los 32 | Columna de Jesús Alejandro Tello