#4 TiemposTercera Llamada

La esperanza de la próxima legislatura. Columna de Jorge Saldaña

TERCERA LLAMADA

 

Por: Jorge Saldaña
@jfsh007

 

La legislatura que está en funciones y sus actores se han ganado el derecho a que se les diga de todo y ellos –cínicos como son- se han atribuido el gozo de ignorarlo todo.
Justificadamente o no, la actual legislatura ha sido bautizada con la ya poco original frase de “la peor de todas” pero que en realidad se le ha dado la misma y vergonzosa calificación al menos a las cinco anteriores, por lo tanto, ya ni les duele.

Algunos más originales han bautizado a nuestro poder legislativo con el muy bonito “Asamblea de Vagos”, término acuñado por el notario Leonel Serrato en sus columnas en diversos medios y es una definición tan jocosa como certera.

“Caterva de Insensatos” es la elegante frase con la que se refirió a los mismos representantes populares Don Juan José Rodríguez en su columna Las nueve esquinas.

“Esos 27 perezosos míos” fue la frase que quien esto escribe usó como título de una columna similar a esta para referirme a los diputados pero que en realidad no tuvo la suerte ni el impacto para quedarse, como dicen los publicistas viejos, “top of mind”.

Total, Culto Público, que por donde se le vea o se lea, a los diputados de la LXI legislatura les ha llovido sobre mojado.

Entrar en materia sobre el inicio de su debacle o los protagonistas de la misma ya no tiene ni sentido, pues sería un vergonzoso recorrido de payasadas y burradas en tribuna, ridículos públicos y privados, boberías e inocentadas, ecuaciones y demás fierros.

Y no crea que serán las únicas ni piense usted que por la proximidad de la elección 2018 se irán mas pronto, si a caso sabremos menos de ellos, pero un año casi completo si nos falta por sufrirlos.

Pero por hoy no pensemos en el pasado ni nos mortifiquemos por los espectáculos que nos falta por ver de esa Asamblea de insensatos perezosos (jejeje sí, combiné las frases de don Leonel y don Tigre y sin permiso).

Tengamos, Culto Público un poco de fe. Soñemos. Tengamos esperanza en que la siguiente no será la peor, por un lado porque si ya hemos tocado fondo no podemos más que superarnos un poco, por otro lado, porque honestamente creo que nadie los pueda superar en ser tan malos (con sus honrosas y muy pero muy pocas excepciones) y por último porque hay razones para pensar que la que viene podría ser una legislatura equilibrada y sensata.

¿Por qué se lo digo? Porque desde mi muy humilde percepción, los partidos políticos tienen una gran oportunidad para ahora sí colocar mejores y más calificados perfiles para recuperar aunque sea un ápice de honor a la H del Congreso.

También creo que las circunstancias de algunos personajes de la vida pública potosina solo podrán encontrar lugar para continuar su trayectoria justamente en el poder legislativo y por la vía plurinominal.

Es el caso, por ejemplo en el PAN de Octavio Pedroza, Sonia Mendoza y Alejandro Zapata; en el PRD de Ricardo Gallardo Cardona (sí, el Pollito), José Luis Fernández, y en una de esas Ernesto Barajas; en el PRI sería la oportunidad para un retorno al panorama local de Teófilo Torres Corzo, la oportunidad para Martha Rangel o Cecilia González Gordoa (si no es que le toca competir por el Senado), el exdirigente estatal Joel Ramírez, al que se la deben, el brillante Cruz Fragoso de la CTM o el propio Martín Juárez Cordova, actual presidente tricolor en el Estado.

Ya nada más con barajar esos nombres, se puede ver que hay al menos fe y poquita esperanza que la próxima legislatura mejore porque, seamos honestos, ni Xitlalic, Mendizábal o Mariano Niño le llegan a los talones a un Octavio Pedroza, que –listo como es- preferiría entrar pluri como diputado local en 2018 a arriesgar sus cartas y perder la capital potosina.

Tampoco Dulcelina ni doña Chela Gaytán juntas pueden compararse con la aportación política que pudiera significar la presencia en una curul de Ricardo Gallardo.

El actual dirigente del PRD, José Luis Fernández, tampoco es un personaje al que se le pueda espantar con “la línea del ejecutivo” o se apantalle con las mieles del poder, lo mismo que al preparado Ernesto Barajas (con posibilidades de ser próximo alcalde interino… se la dejo de tarea).

Jorge Luis Díaz y el diputado Miranda tampoco son o se parecen al papel que podría hacer la combativa Sonia Mendoza, no se diga si se les compara con la experiencia de Alejandro Zapata.

Lo mismo podemos decir de los priistas, Tekmol no es Don Teófilo, Jano nada que ver con Ceci González, ni Rebeca Terán se puede comparar con el nivel de conocimiento de Cruz Fragoso.

¿Verdad que se oye mejor que lo que hay? Claro, usted me dirá que soy un ingenuo y que son puras especulaciones… y sí, en ambas percepciones tendría razón, pero recuerde que estoy haciendo un ejercicio basado en la buena fe con un gramito de sueños y esperanzas.

No es que ignore las pugnas internas, sobre todo las del PAN, ni desconozco las declaraciones de Gallardo Cardona en las que asegura que no participará en el 2018.

También estoy enterado del “estira y afloja” que significa siempre en el PRI la integración de las plurinominales pero, insisto, ¿a poco no se podría esperar algo mejor con los personajes que comento en comparativa a los que hoy tenemos? Eso sin considerar que, probablemente, podamos también contar con un diputado independiente.

Recordemos que en política todo es posible, y más aun en nuestro San Luis Potosí y que si de algo tenemos a llenar cada tres años los potosinos son sorpresas.

Los equilibrios en la legislatura no solo son necesarios sino urgentes, así como la participación de figuras con la capacidad y el respaldo de su propia trayectoria, potosinos con un poco de alma y amor por su terruño. Es nada más que una idea de mis locos sueños.

Dejo fuera las especulaciones sobre los probables participantes en los distritos de mayoría porque ahí sí, cena de negros.

 

BEMOLES

TRIVIA
¿Quién es la regidora de Ciudad Valles a la que el fin de semana pasado detuvieron en camioneta robada entregando despensas? Qué vergüenza andar pidiendo favorcitos a la Policía Federal por el delito y a una legisladora federal por tapar los actos anticipados de campaña. Más vergüenza que se salió con la suya. Si ustedes saben quién fue, me avisan. #¿QuierenMásPistas?

DESTAPE
Va en serio, el empresario de medios y de tintorerías, Miguel Maya Romero está buscando con toda formalidad la candidatura del Frente Ciudadano Por San Luis, formado por el Movimiento Ciudadano y el PAN, la candidatura a la presidencia municipal capitalina. A los blanquiazules todavía no les cae el veinte, pero su ex dirigente Eugenio Govea, hoy dirigente del MC, sabe cómo mover esas piezas y se sabe está entusiasmado con la participación de su compadre Maya. Así como lo oye y es primicia. Falta que se cuaje ese arroz. #666

pri

Nota Anterior

Se destapa Cristina Alonso; Busca ser Alcaldesa

Siguiente Nota

La crisis del Hospital Central y su deuda millonaria