Josefina la que se rajó. Columna de Jorge Saldaña

15:11 06-octubre-2016
Josefina la que se rajó. Columna de Jorge Saldaña

Tercera Llamada

 

Columna de Jorge Saldaña

 

Cual moderna Malinche, Josefina Salazar Báez se rajó y la rajaron. La diputada potosina de la que más se tenían esperanzas de integridad y coherencia cedió, dobló las manos, se desistió, reculó.

 

Son las ocho de la mañana del martes 27 de septiembre. En un avión privado, propiedad de Jesús Medina Salazar, Director de la CEA, vuelan Josefina Salazar Baéz y Xavier Azuara Zúñiga (dicen que todavía es presidente del PAN) al aeropuerto de Toluca.

 

De la capital del Estado de México se trasladan al Distrito Federal, la indicación para el chofer es que los deje en el número 1546 de la calle Coyoacán donde ambos personajes descienden y tras una corta antesala pasan a una oficina en el fondo del tercer piso donde ya los espera el Secretario General de su partido.

 

Se desconocen los términos de la plática, pero los acuerdos que resultaron de la reunión fueron evidentes: Los juicios iniciados por la diputada potosina en contra de la reforma que le arrebató la coordinación del Grupo Parlamentario del PAN en el Congreso del Estado desaparecieron.

 

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación declaró que las demandas se daban como “no presentadas” luego de que la inconforme Josefina se desistiera del agravio.

 

Como cantaba la desaparecida Jenny Rivera, la pregunta que flota en el ambiente blanquiazul no es otra que ¿A cambio de qué?

 

Un precio debió tener la rajada repentina de Josefina, quizás la candidatura al Senado, quizás repetir como diputada, quizás una pluri federal, quizás un castillo del conquistador, quizás la promesa de favores mestizos.

 

Por su parte, Xavier Azuara (dicen que todavía es presidente del PAN) tampoco debió salir de la reunión con las manos vacías. La solicitud nacional de empinarse a la voluntad del círculo azul para que sigan por la libre repartiéndose el cada vez más pequeño pastel de participación política potosina, debió llevar una recompensa.

 

El miedo filtrado por el propio Xavier a medios locales respecto a que la decisión del TEPJF venía en contra surtió efecto en Josefina, y allá en la calle del lugar de los dueños de coyotes, donde Hernán Cortés estableció el nuevo gobierno Novohispano, simplemente se cerró la pinza.

 

En el acuerdo, los procesos de expulsión del partido en contra del que le arrebató la coordinación a Josefina, Enrique Alejandro Flores y contra el único panista que aprobó sin chistar las cuentas públicas del ex gobernador Toranzo, Héctor Mendizábal, fueron también desactivados. El círculo azul, otra vez, ganó la partida.

 

En medio del maquiavélico Juan Pablo Escobar y el disminuido Xavier Azuara (dicen que todavía es presidente del PAN) las lealtades de Josefina se aprietan al punto de la asfixia.

 

¿Dónde quedó el plan de devolverle la dignidad al panismo potosino que se esperaba con la llegada del Senador Octavio Pedroza, a través de Azuara, a la presidencia del partido?

 

¿Será que son demasiado altas las facturas que el proyecto tiene que pagar a Juan Pablo Escobar como para no poder comenzar a comportarse como la oposición responsable que dicen ser?

 

Cuánto se ganó en unidad en el blanquiazul potosino si el venido a menos de Xavier Azuara se la está jugando, como es evidente, con Ricardo Anaya, mientras que Alejandro Zapata Perogordo ya le organiza un evento masivo para el próximo sábado a Rafael Moreno Valle, y entre tanto el Senador Octavio Pedroza, no dudaría en apoyar a Margarita Zavala… a ver si con esos tres jalones no deshacen la trenza del mecate.

 

La rajada, pudo haber ganado en el tribunal y establecer un antecedente digno de análisis nacional para su partido, pero tuvo miedo.

 

Xavier Azuara (dicen que todavía es presidente del PAN) pudo aceptar la ayuda que le ofreció Moreno Valle para sacar adelante la inconformidad en el TEPJF, pero prefirió esconderse con los ojos llorosos y el dedo pulgar en la boca tras las cálidas piernas de Ricardo Anaya.

 

Mientras tanto, el panismo potosino está pasmado, apelmazado, modorro y ausente del juego político local y nacional y el círculo azul sigue practicando su especialidad: recoger las manzanas de otros que sacuden el árbol.

 

A veces propuesto por quien esto escribe y a veces propuesto por alguien más, en mesas de empresarios, periodistas, maestros y funcionarios, se ha hecho el ejercicio de nombrar a lo más “rescatable” del legislativo, invariablemente Josefina Salazar salía bien librada, sin embargo, tras este penoso episodio, no estoy seguro que esta percepción permanezca. Que lástima, si bien dicen que de Cristo a Cristo, el más apolillado se raja.

 

Por: Jorge Saldaña

[email protected]

 

BEMOLES

MORENA A.C.

 

Si fuera por los seguidores de Morena, hasta al mismísimo Moisés le pedirían pruebas de las Tablas de la Ley, exigirían una comparativa caligráfica de Dios y encima demandarían al profeta por difundir la palabra. La exhibida de aviador y de “pide moches” que este medio y el columnista nacional de Excelsior, Francisco Garfias, le puso al ex dirigente local de ese partido definitivamente les dolió. Ojalá encuentren buen ortopedista. #MorenitosCorruptosYLlorones

 

Más Noticias

 
Comentarios