Estado

#Especial | Osorio culpa a “El Santander” de violencia; cifras lo niegan

El secretario de gobernación justifica la ola criminal en SLP por la captura del criminal, aunque el crecimiento en delitos se dio 10 meses antes

Por Fernanda Padilla

El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, al ser cuestionado sobre los altos índices de delincuencia en el estado, respondió ayer en su visita a San Luis Potosí, “Se detuvo hace poco a un delincuente que era fundamental para avanzar en este tema de la tranquilidad”.

A pesar de que no mencionó su nombre, la más reciente e importante captura de un delincuente en San Luis Potosí fue la de “El Santander”, detención por la que se tuvo que convocar a rueda de prensa para informar sobre este hecho.

Osorio Chong describió a “El Santander” como “un delincuente capaz de tratar de manipular incluso a la autoridad para lograr su libertad, lo ha venido tratando de hacer”, sin embargo, dijo se llevará a cabo las investigaciones correspondientes por parte del estado, así como a nivel federal, ya que también tiene delitos en dicho orden.

“Es responsable incluso de muchos delitos que lastimaban a la familia potosina, me refiero a secuestros, delitos a casa habitación y muchos homicidios”, dijo el secretario de Gobernación.

En cambio, en entrevista para La Orquesta, Miguel Naya Guerrero, exjefe policiaco, descartó que la ola violenta vivida en San Luis Potosí durante las últimas semanas se debiera a un reacomodo en los grupos criminales, a causa de la detención de “El Santander”.

Naya Guerrero dijo que el detenido “no es realmente el personaje que han inflado”.

El Santander, responsable de la delincuencia en el estado

Miguel Ángel Osorio Chong reconoció que en San Luis Potosí han ocurrido diversos hechos delincuenciales, sin embargo, consideró que pueden estar relacionados con este personaje, cuyo objetivo -dijo- es “generar miedo, pero por supuesto que no nos vamos a dejar”.

El secretario de Gobernación aseguró que deben procurar desde el estado y la federación que se cumpla con su responsabilidad por medio del mandato de un juez sobre los hechos de los que es acusado.

El funcionario federal puntualizó que las autoridades federales y estatales continúan adelante en el combate a la delincuencia; “vamos a dar con los otros responsables de todas las acciones que se han venido haciendo, particularmente en esta zona”, añadió.

Los delitos siguen creciendo

Desde la captura de “El Santander”, los delitos continúan en aumento ya que en las primeras dos semanas del mes de agosto se han registrado 24 homicidios, sumados a los 44 que se registraron en el mes que fue detenido el presunto cabecilla de un importante grupo delictivo. De continuar con estas cifras, se proyectan 460 homicidios al concluir este año, lo que convertiría al 2017 como el más violento de la historia.

2012 fue el segundo año con más homicidios dolosos en el estado desde 1997, cuando el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) comenzó con su recuento anual de la incidencia delictiva en las 32 entidades de la república.

El año con más homicidios dolosos, entre 1997 y 2016, es 2010, cuando 416 personas murieron asesinadas en San Luis Potosí. Sin embargo, durante 2017, la incidencia ha sido de 216 asesinatos entre enero y junio, el último mes reportado por el SNSP.

En cuanto a la tasa de homicidios, el SNSP reporta en 2017 una tasa de 7.71 homicidios por cada 100 mil habitantes en el estado, lo que significaría que este año sería el tercero con menos homicidios según la población desde 1997. Sin embargo, ese dato del SNSP muestra un error metodológico, pues compara las cifras de años enteros contra solo la mitad de 2017.

Si se toma en cuenta la proyección de homicidios para este año, la tasa de homicidios por cada 100 mil habitantes en el estado sería de 15.41, por lo que sería el segundo año con más asesinatos, comparados con la población, solo superado por 2010, con 15.94 homicidios por cada 100 mil habitantes.

A diferencia de lo que dice Osorio Chong, las cifras demuestran que en San Luis Potosí desde el mes de octubre de 2016 ha ocurrido en promedio más de un homicidio doloso al día, es decir, casi diez meses antes de la captura de “El Santander”.

Además, los reportes de incidencia delictiva, que difunde el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, con cifras proporcionadas por la PGJE, contabilizan como un solo homicidio doloso los multihomicidios, es decir, aquellos casos en los que fue asesinada más de una persona, aunque eso representa que se registran cifras de muertes inferiores a las ocurridas.

En el caso del mes de junio, por ejemplo, el SNSP registró solo 47 homicidios dolosos en San Luis Potosí, sin embargo, durante el sexto mes del año, se cometieron 56 asesinatos intencionales.
La captura

El pasado 24 de julio el vocero de Seguridad Pública Estatal, Armando Oviedo Ábrego confirmó la detención de David N, mejor conocido como “El Santander”, quien intentó cruzar la frontera con Estados Unidos, y fue detectado por el Immigration and Customs Enforcement (ICE), agencia que deportó al imputado, para entregarlo a la Marina Armada de México.

Oviedo Ábrego detalló que ya en territorio mexicano, los agentes estadounidenses confirmaron la identidad y lo retuvieron para luego entregarlo a la Marina, quién lo trasladó a San Luis Potosí debido a que la Procuraduría General de Justicia del Estado había informado de la existencia de una orden de aprehensión en contra de este presunto delincuente.

“El Santander” será juzgado con el antiguo sistema de Justicia Penal, ya que se le atribuyen diversos hechos violentos en los últimos dos años; por lo que fue recluido dentro del Centro de Reinserción Social “La Pila”.

En rueda de prensa, el vocero de Seguridad Pública Estatal evadió responder si el detenido era de origen potosino, sin embargo versiones extraoficiales señalaron que era tamaulipeco.

 

Los delitos

Aarón Edmundo Castro Sánchez, subprocurador de Procedimientos Jurisidiccionales de la Procuraduría General de Justicia en el Estado (PGJE) indicó que la orden de aprehensión del personaje se ejecutó por los delitos de homicidio calificado y asociación delictuosa.

“Hay una serie de investigaciones que se están llevando a cabo pero me voy a reservar cualquier información”.

El subprocurador reconoció que hay diversos “asuntos importantes y relevantes en el último año”, en los que se asocia al presunto delincuente.

Castro Sánchez aseguró que se cotejaron huellas dactilares, para confirmar la identidad de El Santander, mismas que resultaron positivas.

Se le cuestionó también la razón por la que este personaje será juzgado con el antiguo Sistema de Justicia Penal, “el hecho fue días antes de que entrara en vigor el Nuevo Sistema de Justicia Penal, y la orden de aprehensión es precisamente de hechos que se generan el año pasado”, respondió.

El subprocurador consideró que se encuentran preparados para generar la seguridad necesaria en este caso, sin embargo dijo serán las mesas de Seguridad Pública Estatal las que valorarán la situación de seguridad al interior del Centro Penitenciario La Pila donde se encuentra recluido “El Santander”, así como su posible traslado o no a otro penal.

César Augusto Aguilar Garland

¿Un falso Santander?

César Augusto Aguilar Garland, abogado de “El Santander”, aseguró que su cliente no es el personaje que se le adjudica, ya que se dedica a comerciar vehículos, todo conforme a la ley, según dijo el defensor.

“La familia y yo como abogado puedo confirmar jurídicamente que no es el Santander, esto nada más es una fábrica y como la ciudad está en crisis de impunidad quieren poner a una persona como un capo, pero yo puedo mostrarles los expedientes para que vean cómo está todo fabricado”.

El abogado detalló que su cliente no huía de la justicia, “el señor fue de compras a Estados Unidos, en la frontera le piden su visa y en el sistema aparece que tiene una orden de aprehensión”.

La captura -según dijo Aguilar Garland- fue derivada de varios expedientes supuestamente fabricados con declaraciones de personas “que se avientan un relato novelesco y sí aparece el nombre de mi cliente, sin embargo, no aparece la descripción física de El Santander”; además de que el nombre se los dieron los ministeriales a los testigos, sin que ellos conocieran realmente este dato.

Aguilar Garland agregó que les cuestionó a los testigos como era “El Santander” y describieron a una persona “alta, güera, de cabello lacio, que tiene un tatuaje en el pecho y que tiene un tatuaje en el hombro que dice Santander”.

El abogado abundó que la Procuraduría le tomó una declaración, “donde ni siquiera le pusieron un abogado defensor, y de ahí se están basando para dictarle supuestamente un auto de formal prisión”.

La defensa de David N. añadió que el caso se lleva en el sistema tradicional, ya que con el Nuevo Sistema de Justicia Penal “no pueden hacer nada” en contra del imputado.

Aguilar Garland agregó que por este caso ha sido amenazado por mandos policíacos, quienes acudieron a su domicilio ha rafaguear el lugar con el objetivo de amedrentarlo para que abandone su defensa.

El proceso

El pasado miércoles 2 de agosto la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informó que la autoridad judicial dictó el segundo auto de formal prisión en contra de “El Santander”, por los delitos de homicidio calificado, robo calificado y asociación delictuosa.

La PGJE explicó que el presunto inculpado había pedido la duplicidad del término constitucional, siendo hasta esta fecha que el Juez Sexto del Ramo Penal dictó la resolución señalada.

Detalló que está relacionado con los hechos ocurridos el pasado 1 de marzo de 2016, cuando un joven de 29 años de edad que se encontraba al exterior de un gimnasio de una plaza de la carretera 57, fue privado de su libertad por sujetos armados, llevándose además su vehículo Camaro color amarillo; posteriormente la víctima fue encontrada sin vida en un predio de la localidad El Hacha en Peñasco, San Luis Potosí.

Además señalado que el pasado viernes 28 de julio de 2017, el Juzgado Quinto del Ramo Penal le otorgó el primer auto de formal prisión a esta persona por los delitos de homicidio calificado y asociación delictuosa.

Actualmente la PGJE mantiene la investigación abierta por su posible participación en otros hechos delictivos ocurridos en los dos últimos años en la entidad potosina.

También recomendamos: #Inseguridad | 2017 ¿El año más violento en SLP?

Nota Anterior

La homosexualidad y la modernidad | Columna de Paúl Ibarra

Siguiente Nota

Crime seized SLP