#4 TiemposDestacadasTercera Llamada

Corrupción en las narices de Carreras | Columna de Jorge Saldaña

Tercera Llamada



Los primeros días de febrero de este año, Antonio Meza Rojo, entonces director de información del gobierno del estado, compró en 500 mil pesos una página de Facebook de nombre “Noticias San Luis” al empresario Ricardo Méndez.

Ese portal, que hasta hoy mantenía en anonimato a sus administradores, lo mismo fue utilizado como una herramienta de promoción al candidato del PAN a la alcaldía, Xavier Nava, que una herramienta de golpeteo para candidatos como Marco Gama, también del PAN, o como canal de propaganda para el candidato a la alcaldía de Soledad por Morena, Juan Carlos Velázquez.

Cada quien puede hacer de su medio y línea editorial lo que le plazca, eso me queda claro, pero lo que no se vale, Culto Público, es que esa herramienta haya sido comprada con recursos públicos, es decir con dinero desviado del presupuesto estatal con fines político electorales.

¿De dónde un funcionario de Comunicación Social de tercer nivel como Meza Rojo tuvo los recursos para comprar un medio de comunicación en ese precio?

Meza Rojo, por el nivel salarial que tenía hasta hace unos días en el área de Comunicación, ganaba entre 29 y 34 mil pesos, más un bono en efectivo de 10 mil pesos que le otorgaba puntualmente su jefe, Adrián Vázquez Méndez.

Hay de dos: o Meza ahorró 14 meses sin comer (y sin beber que luego sale más caro) para comprar dicha plataforma de noticias, o el coordinador de Comunicación Social, Adrián Vázquez, con o sin la bendición del gobernador, le autorizó comprar ese y otros medios de comunicación para ayudar o “desayudar” a los aspirantes electorales del 2018.

De cualquier forma que haya sido, las repercusiones son igualmente vergonzantes. Pero qué se puede esperar de Juan Manuel Carreras que, desde hace más de un año fue advertido de la corrupción que se vive todos los días en su oficina de Comunicación Social, por quien esto escribe.

El gobernador fue informado sobre el moche que pidieron tanto Adrián Vázquez como su jefe de difusión, José Ángel Espinoza, a un proveedor al que le ofrecieron un contrato de un millón de pesos (antes del moche) a cambio de dejar de distribuir este medio. Hasta una grabación se le entregó al gobernador entonces y nada ocurrió.

El caso de Daniel Esqueda Castro, el fotógrafo asesinado en turbias condiciones duerme el sueño de los justos. Las recomendaciones de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos en el caso del periodista Everardo González han sido desoídas permanentemente y las medidas de protección se le han negado.

¿Qué pensar de un funcionario que, sabiendo que un subalterno es corrupto, lo deja en su puesto? El que permite la corrupción, ¿también será corrupto? Yo pienso que sí.

De regreso al caso de Antonio Meza Rojo, resulta reprobable que siendo funcionario de comunicación del gobierno, al mismo tiempo haya emprendido desde el cobarde anonimato la administración y dirección de una página de noticias que únicamente refuerzan la idea que desde el Palacio de Gobierno se apoyó con recursos desviados a campañas políticas seleccionadas.

Nada tiene de malo tener un medio de comunicación. Tampoco usarlo como le plazca o defender alguna causa a través de su editorial, lo malo está en comprarlo con dinero público, hacerlo a las escondidas y desde una posición de privilegio.

Lo peor es que estos actos no solamente fueran del conocimiento del gobernador, sino que incluso hubieran sido fomentados por el propio jefe del Ejecutivo en el Estado.

Toño Meza, como se le conoce en el gremio, renunció a su cargo hace unos días completando un ciclo más de su trayectoria como funcionario de oficinas de prensa.

Se recuerda su paso por el gobierno de Marcelo de los Santos durante el que usó a los medios bajo su mando para golpear y buscar el escarnio de los enemigos de la administración. El caso de Leonel Serrato es solo un ejemplo.

Se recuerda también su paso por la mendicidad al quedar sin empleo y tener que ir a rogar por un poco de pan duro en el área de comunicación de Seguridad Pública de Soledad de Graciano Sánchez.

Luego su retorno a la oficina de comunicación del gobierno de Fernando Toranzo se debió a los favores “extra laborales” que prestaba a Juan Antonio Hernández Varela “El Tragauñas”. Dichos favores iban desde conseguir “algo” para la “ansiedad” hasta “ajustar” la lista de los apoyos de los reporteros para de ahí pagar las cuentas de su patrón.

En los últimos meses, Meza se dedicó a impulsar, con dinero público por supuesto, a varios portales, incluido el que hoy está comprobado es de su propiedad. Buenos frutos le dio al Toño haber usado ese medio, pues además según se dice en los pasillos del poder, su servilismo le alcanzó para que esté considerado como aspirante a jefe de comunicación de la administración de Xavier Nava (por si existieran dudas del apoyo del gobierno del estado a dicha campaña). En realidad el movimiento sería un retorno, pues Meza ocupó ese lugar con Mario García Valdez. Imagine cuánto honor.

Otros nombres que se manejan para ocupar esa oficina en la próxima administración municipal son los de los periodistas Victoriano Martínez y Erika Salgado, aunque se duda que alguno de los dos respetados comunicadores pongan en riesgo su trayectoria y prestigio para ir al Ayuntamiento capitalino encabezado por Nava.

Las opciones se reducen a Toño Meza Rojo y la vocera de las redes de Nava, conocida como Ere Aguillón que están más o menos del mismo nivel. Dicen que también es buena idea mandar a la señora Aguillón, madre de una próxima regidora, al área de policía, específicamente al área de detección de fraudes y billetes falsos, pero yo no sé por qué dirán eso las malas lenguas.

Mientras tanto, el empresario de medios y recién renunciado funcionario, Toño Meza, difunde la versión de que irá como asesor de difusión de la Organización de Agricultura y Alimentación de las Naciones Unidas (FAO) en México.

¡Paaaar favaaaaar!, dirían los millennials, la FAO tiene un estricto programa de empleo que busca a los mejores perfiles del mundo para realizar sus funciones en varios países y de las oportunidades que actualmente están publicadas ninguna tiene que ver con la comunicación y mucho menos están buscando a alguien con la secundaria trunca… digo.

 

BEMOLES

HEROÍNAS

Que “pinchurriento” homenaje le hicieron a las aeromozas que ayudaron a sacar y rescatar a los pasajeros del avión siniestrado en Durango. En serio, ¿un aplauso? Queda claro que cumplieron con mucho más que su deber y salvaron vidas. La aerolínea se está quedando corta. #MISERABLES

MALDOSOS

Que haya “coincidido” la liberación de Elba Esther Gordillo con la entrega de la constancia de presidente electo de Andrés Manuel López Obrador es una maldad de muy mal gusto de los priistas. Por lo demás, entró y salió por la misma razón: un sacrificio político en el momento indicado. La justicia quedó en segundo plano. #AYMÉXICO

 

También lea: Nava, el tirano madrugador | Opinión de Jorge Saldaña

Nota Anterior

Extortion: complaints go down, crime persists

Siguiente Nota

En 2018, 3 mil 332 potosinos han sido deportados de EU; 27% más que en 2017